Coches

Clásicos que nunca pasan de moda

ESPECIAL NAVIDAD 2017

Ya tenemos aquí la campaña de NAVIDAD 2017 . Te recomendamos que le des un vistazo porque habrá muchas ofertas que valen la pena. Puedes acceder a las ofertas desde aquí.

Impala, Cadillac, Mercedes Benz, Pontiac, Ford, Cobra, son algunas de las marcas más añoradas por los coleccionistas de autos antiguos. Resultan altamente costosos de reparar. Mientras más piezas originales posean, se incrementa su valor.

Chaplin lo utilizó para jugarle una broma a una damisela sobre su intangible riqueza al salir de uno de ellos. Los hemos vistos en adustos films mudos, con un condescendiente chofer dándole a la manivela para hacerlos arrancar. Los más contemporáneos se convirtieron en importantes trofeos de los ’60, que los jóvenes utilizaban para enamorar chicas al son del Rock and Roll y malteadas. Por ello, los autos antiguos no sólo se erigen en la actualidad como peculiares artefactos de lujo, sino en un reservorio de historia y añoranza.

coches clasicosPara Juan Carlos Faría, propietario de la empresa Prestiggio encargada del alquiler de carros para eventos como matrimonio y desfiles, siempre representó una ilusión para él poseer un vehículo convertible, pero el lograrlo representaba una posibilidad cuesta arriba, pues cómo podría costearse una unidad tan onerosa.

“Por ello ideé esta compañía de servicios de transportes ejecutivos, así pudieron pagarse los carros su restauración y mantenimiento poco a poco. El primer vehículo que tuve fue un Impala ’80, después un Cádillac ’64. Lo más dificultoso de mantener la flota lo representa el conseguir los repuestos. Como son diseños clásicos, por lo general, tienen motores originales; además de ostentar una tapicería muy particular, lo cual siempre impide una fácil reparación. Recuerdo que cuando en el año de 1992 se dañó el motor de arranque de un Cadillac del ’28, tuvimos que conseguirlo en Michigan en esa época en 700 dólares”, adujo.

En relación con la obtención en el mercado de estos escasos modelos, Faría explicó que mediante referencias de amigos y familiares se aproximan a donde está la unidad y se estudia la viabilidad de recuperarla. “A veces tenemos años de seguimiento con la gente para convencerlo de venderlo o simplemente lo afiliamos a la organización”, dijo el experto en autos clásicos, al tiempo de reseñar que lo más costoso de restaurar son los vidrios, pues hay algunos que cuestan hasta 2 millones de bolívares.

Mencionó como uno de los vehículos de mayor trascendencia de la flotilla un Impala de 1959, el cual fue el primer modelo que perteneció a la empresa. “Ese carro pertenece a la familia González desde 1985. Cuentan que llegó en pedazos, quizá costando la grúa más que la unidad. Ahora es uno de los más admirados. De muchas partes del país han llegado para querer comprarlo por su diseño clásico y lo escaso de su existencia en el mundo, hasta el punto que sólo se hallan dos en Venezuela. La firma Prestiggio cuenta con 19 modelos de vehículos entre convertibles, clásicos y marcas de renombre, con proyección de seguir adquiriendo Limousine y Cadillac”.

Pero para Faría, el auto que mayor satisfacción le da es el Mercedes Benz 170 convertible de 1932, el cual tiene más de 40 años asentado en su familia. “Asume sobre sus ruedas más de 120 eventos realizados. Posee un motor de 4 cilindros de 1.692 cc mejorado, que da 32 caballos de fuerza, permitiéndole alcanzar los 90km/h de velocidad máxima. Es único en Venezuela y sólo dos son conocidos en Latinoamérica, estando el otro en México. Por ello, es una unidad muy difícil de conseguir”.

A su parecer los autos nuevos tiene la tendencia de retomar ciertas características de los antiguos, ya que han pasado tantos años y siguen causando furor. Enfatizó que la durabilidad de los vehículos de otrora es eterna, debido a que cuando se crearon fueron planificados para perdurar por 30 años. “Los actuales no llegan con normalidad a los 3 años. Eran carros de verdad. Sin mencionar la fortaleza de su carrocería”.

Informó que actualmente manejan un proyecto de crear un club mancomunado al museo del transporte de Caracas, el cual agrupe como extensión, la asociación de carros antiguos de Maracaibo, afiliándose toda la región de occidente.

Un Cádillac que rodó con Los Beattles

Otro que se apasiona por los carros antiguos es Orlando Acosta, un jubilando de la banca que imprime un esmerado mantenimiento al Cádillac Fleetwood Clásico’66 que posee. Cuenta que esta impecable unidad era del Dr. José Trinidad Martínez, quien para ese momento ocupaba el puesto de director de las Águilas del Zulia. Cada vez que iba al estadio, se quedaba contemplando el modelo, añorando tener alguna vez uno igual. El tiempo complació sus deseos y un vendedor de carros conocido de él, le recibió a Martínez el modelo en 12 mil bolívares en pago de un auto nuevo. Esta persona no le dio mucho valor y posteriormente, en vista del interés mostrado por Acosta, éste decidió regalárselo en 1980.

“Mis hijos me han ayudado a arreglarlo. El carro lo he pintado 3 veces. Soy muy detallista. Lo he tapizado, le arreglé la máquina y el hidromático. A mi me gusta todo original. Tiene para mí un precio incalculable. Se encuentra en la actualidad en perfecto estado, como nuevo. Hasta los 4 emblemas los mandé a comprar al exterior hace unos años. El radio original busca las emisoras con un botón, adelantado a su época. Tiene un sistema de luces automático. Asientos y maletero eléctricos. Hace cambios de luces por sí solo. Lo limpio todos los días, como una rutina”, alegó.

Unidades de ensueño

Asimismo, José Mora, ostenta con orgullo su Ford Farlaine Skyliner 1957, el cual es un vehículo de techo duro convertible (Hard Top), del cual sólo existen cinco en Venezuela y es el único de la región occidental.

“Lo más interesante de esta unidad es que a pesar de tener un techo duro, el mismo se levanta eléctricamente, se quiebra y se mete en la maleta de forma automática. El guardafango de atrás mide más de 2 metros y medio. Tiene además vidrios eléctricos. Es un modelo muy escaso. Está totalmente original. Estuve 12 años detrás del primer dueño para que me lo vendiera. Tras su muerte, los familiares me lo transfirieron y ya tengo 12 años con él”, arguyó.

Por su parte, Alexis Arenas, informó que su padre pidió por catálogo un hermoso Pontiac Silver Strike 1949 convertible, el cual puede alardearse de ser el único en el país. “Llegó en el vapor Santa Fe en el último año de la década del ’40. Le perteneció a mi padre, Alirio, quien lo adquirió en esa fecha. En las condiciones actuales, esta unidad puede estar cotizada sobre los 35 mil dólares. Este vehículo fue de una edición muy especial y limitada, teniendo todo el farquillaje del techo con un niquelado tal cual como llegó a nuestra nación hace más de 50 años. Aunque nadie lo crea, tengo todavía el caucho de repuesto original. Hace 17 años que le imprimimos la última pintura y ha conservado como nueva su brillantez. El escudo del Pontiac, es un indio transparente que se enciende como si estuviera recién comprado”.

 

ESPECIAL NAVIDAD 2017

Ya tenemos aquí la campaña de NAVIDAD 2017 . Te recomendamos que le des un vistazo porque habrá muchas ofertas que valen la pena. Puedes acceder a las ofertas desde aquí.

¡Dínos qué te parece!

Deja tu comentario

Uso de cookies

Hola! Bienvenido a SuperAuto! Si te aparece el aviso de las cookies debe ser tu primera visita...¡esperemos que te quedes con nosotros! ;) política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Search